Cómo imputar el coste de la tarea

Share Button

Cómo distribuir el coste de la tarea durante su duraciónPara seguir y controlar los costes del proyecto ( ver artículos de gestión de costes ) siempre debemos partir de la línea base de costes ( ¿qué es la  línea base? ), la cual nos indicará los costes previstos en cada momento. Un problema que surge cuando calculamos esta línea base es definir la forma en que debemos imputar el coste de la tarea a lo largo de su duración. En este artículo mostraremos los criterios de imputación de costes más habituales en gestión de proyectos.

Formas de distribuir el coste de la tarea

Como punto de partida en todos los criterios necesitaremos disponer de un cronograma ( ¿cómo hacer el cronograma? ) suficientemente detallado, y disponer de la estimación de costes de cada tarea dentro del cronograma. A partir de este punto existen cuatro criterios para distribuir el coste de la tarea

Saber más sobre técnicas para estimar los costes


100% al inicio de la tarea

Este es el criterio más conservador desde el punto de vista del control de costes, ya que considera el total del coste de la tarea a su inicio, lo cual tiene sentido en tareas que no permitan dividir los costes o asumir solo parte del coste si esta se detiene sin completar.

Debemos vigilar cuando se use la línea base de costes para controlar el avance mediante el método del valor ganado ( ¿qué es el Valor Ganado? ), ya que, en este caso, este criterio sería el menos conservador por considerar como acabada la tarea a su comienzo.

Curso online de planificación y control de costes. Consigue un 7% de descuento con el código RECURSOSPM16

100% al final de la tarea.

Sería la situación contraria, asumir el total del coste de la tarea a su finalización. Existen pocas situaciones que justifiquen este criterio, siendo la más común la compra de materiales facturados a su entrega.

Este criterio es el más conservador si usamos los costes como método para controlar el avance del proyecto, ya que en este caso el coste se asocia con la finalización del trabajo.

Por hitos a lo largo de la tarea

Si nos fijamos, los dos criterios anteriores son casos particulares de este criterio, pero en general existen múltiples formas de repartir el coste a lo largo de la tarea en función de diferentes hitos. Por ejemplo cuando se contrata algo con el pago de un anticipo, cuando se trata de un paquete de trabajo subcontratado que se paga en función de entregas parciales, etc.

Por regla general es un criterio que funciona bien con las tareas subcontratadas, ya que en este caso los hitos de imputación de costes coinciden con los hitos de facturación. También en compra de materiales donde se facture por entrega, entendiendo que existen varias entregas parciales dentro de la tarea.

 

Proporcional al avance de la tarea

Este es el criterio que mejor se corresponde con tareas que se ejecutan de forma continua, como por ejemplo construcción, ingeniería, etc. Es un criterio muy utilizado en tareas relacionadas con el trabajo y exige que el coste pueda prorratearse en función de alguna variable.

Aplicación de los criterios de distribución del coste de la tarea

Aunque en algunos casos podemos usar un solo criterio, en la práctica es habitual que una tarea pueda incluir diferentes criterios en función de la naturaleza de cada coste. Esto al final acaba dando una distribución de los costes a lo largo de la tarea que no se corresponde con ninguno de los criterios anteriores.

Veamos un ejemplo. Imaginemos una tarea de 6 semanas que consiste en construir una losa de hormigón armado. En esta tarea podríamos distinguir tres partidas de coste (simplificando):

  1. Compra de la estructura metálica, con un valor de 3000€ cuando ser recibe.
  2. Compra del hormigón de relleno. Imaginemos que harán falta 3 camiones a razón de uno cada dos semanas, pagando 1000€ por entrega.
  3. Horas de trabajo de los operarios, a razón de 500€/semana.

Si distribuimos los costes a lo largo de las 6 semanas en base a estos criterios, obtenemos la distribución y evolución de los costes que se muestran a continuación:

Cómo distribuir el coste de la tarea durante su duración

Una vez decidido el criterio, o calculada la distribución del coste de la tarea durante las seis semanas, solo deberemos introducirlo en nuestro programa de gestión de costes para calcular la línea base.

Ver nuestra selección de programas de gestión de costes

Hago notar que en este artículo se ha tratado el tema desde el punto de vista financiero; el coste se imputa cuando se factura o se adquiere el derecho a facturar. Para calcular el flujo de caja ( ¿qué es y cómo calcular el flujo de caja?) o las necesidades de tesorería del proyecto deberíamos considerar las fechas de pago, impuestos y deducciones aplicables a cada pago. Esto es un poco más complicado a nivel de cálculo, pero el concepto es el mismo.

 

Licencia de Creative Commons
criterios de imputacion de costes by Albert Garriga is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.

Visita más secciones de esta página

Publicado en Gestión económica Etiquetado con:
0 Comentarios en “Cómo imputar el coste de la tarea
2 Pings/Trackbacks para "Cómo imputar el coste de la tarea"
  1. […] Técnicas de distribuir los costes de las tareas […]

  2. […] Saber más de las técnicas de distribución de costes […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR